30 octubre 2012

Tarta de calabaza y queso {ligera}

Después de unos días bastante ajetreados con el tema de las clases y demás, por fin hemos sacado algo de tiempo para cocinar y nos hemos animado a probar esta sana, deliciosa y fácil tarta de queso y calabaza (¡lo cual siempre es un aliciente!) aprovechando que estamos en otoño y es temporada. Antes que nada hay que tener en cuenta que no todas las calabazas son del mismo tipo, así que una variedad es más adecuada que otra según en qué queramos emplearla.


En este caso nos conviene la que podríamos considerar emblemática de Halloween, más naranja y dulzona, y que suele hacerse asada al horno. Asar una calabaza en casa es muy fácil, se precalienta el horno a 170º C, se parte la calabaza en dos mitades y se hornea durante una hora aproximadamente o más, hasta que ya veamos que esté blandita.


Ingredientes (molde de 22 cm.): 
  • 650 gr.de calabaza asada y sin piel
  • 150 gr. de queso de untar light (tipo Philadelphia)
  • 3 huevos (L)
  • 1 cucharada de maicena
  • 3 cucharadas de azúcar moreno (o 1 de stevia)
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • ¼ cucharadita de jengibre en polvo
  • ¼ cucharadita de clavo en polvo
  • Mantequilla para el molde

Elaboración:
Ponemos a precalentar el horno a 175 ºC.

En bowl grande aplastamos la calabaza con un tenedor y añadimos los demás ingredientes. Mezclamos con una batidora hasta que sea una masa homogénea y la esparcimos en un molde enmantequillado, aplanando la parte superior lo máximo posible. 

Honeamos 50 minutos. Primera media hora arriba y abajo a 175 ºC, después a 165 ºC sólo abajo (al menos en mi horno, ya que calienta mucho por encima).


Dejamos la tarta dentro con el horno apagado una media hora.
Sacamos y cuando enfríe guardamos en la nevera al menos 4 horas, aunque mejor de un día para otro, ya que se desmoldará más fácilmente.

* El tiempo varía según recipiente y horno, se puede pinchar con una aguja de cocina para comprobar que el interior no se haya quedado poco hecho. Si está bien saldrá limpia.
* Probablemente aparezcan algunas grietas en superficie y baje ligeramente al enfriarse. Es normal, ya que hincha por el calor.
* Se le puede añadir una base de galleta o de masa quebrada.

2 comentarios :

  1. Usando esas proporciones, no se termina de cocinar nunca.
    Estuvo 3 horas en el horno y seguía húmeda.
    Debería tener más huevo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Flash, como su nombre indica, es una tarta de calabaza y queso por lo que es imposible que quede seca, sino más bien cremosa y suave. Nosotros utilizamos esas mismas proporciones las dos veces que la hemos hecho y salió bien, de lo contrario no la hubiésemos subido aquí.

      Quizá dependiese de la calabaza que usaste, ya que hay algunas que sueltan mucha agua. No se me ocurre otra cosa. De todos modos siento que no te gustase porque a nosotros nos pareció muy buena y quedamos muy contentos. Saludos.

      Eliminar

Tu comentario nos alegra y anima a continuar por aquí. ¡Gracias por tu tiempo!