18 noviembre 2012

Mini-hamburguesas especiadas

¡Aquí está nuestra primera receta de carne! Es muy fácil de hacer y la vimos hace ya un tiempo mientras curioseábamos por el blog de Bocados de Cielo. Nos gustó mucho tal cual las hacía ella pero aún así hemos hecho algún que otro cambio (como prescindir del aceite) ya que últimamente intentamos hacer los platos algo más ligeros. 


Del mismo modo, hemos introducido algunas especias, que nos gustan mucho (especialmente el curry, que lleva ya una variedad de ellas) pero se pueden hacer sin nada perfectamente o utilizar otras. 

14 noviembre 2012

Crema de champiñones

Aprovechando que en estos días ha llegado definitivamente el frío y la lluvia y apetecen comidas calentitas, hemos comenzado ya con las cremas (y ¡pensar que hace años las odiaba con todas mis fuerzas!) que van muy bien, especialmente para las cenas.


Como afortunadamente ambos adoramos cualquier tipo de hongos y setas, probamos con esta crema ligerita de champiñones. Se hace en un momento y queda con un sabor muy agradable.

13 noviembre 2012

Brazo de espinacas, queso y salmón

Buscando por internet algo que pudiésemos hacer en poco tiempo, que se saliese de lo común y que fuese medianamente sano (ya que la Navidad está a un paso y con ella ya vendrán los prácticamente inevitables excesos…) dimos con este curioso brazo de gitano salado de espinacas, relleno de queso cremoso tipo Philadephia y salmón ahumado.


Como la receta en la que nos basamos (puedes verla pinchando aquí) está pensada para hacerla con la Thermomix y no disponemos de ella *sigh*, la adaptamos a lo tradicional e hicimos algunas ligeras modificaciones. Se puede preparar de un día para otro y además de bueno queda muy bonito a la hora de servir en cualquier reunión familiar o de amigos. 

01 noviembre 2012

Masa quebrada dulce

Aunque ya las venden hechas en prácticamente todos los supermercados, la masa quebrada es muy sencilla de hacer en plan casero, por lo que siempre preferimos prepararla en lugar de comprar una con sus añadidos, conservantes y demás (sólo hay que leer las etiquetas para asustarse un poco). Esta receta es la que mejor queda de las que hemos probado y sirve tanto para tartas al horno como frías. 


Al principio cuesta un poco a la hora de mezclar bien los ingredientes, sobre todo en invierno *o al menos a mí, porque de normal tengo las manos heladas y no hay modo de que la mantequilla coja algo de calor...* sólo es cuestión de echarle un poco más de tiempo o unos segundos en el microondas a media potencia.